APITERAPIA ACUPUNTURA NATUROPATIA

miércoles, 16 de marzo de 2016

FITOTERAPIA PARA DISTENSIONES Y DESGARROS MUSCULARES

PLANTAS PARA LAS DISTENSIONES Y DESGARROS


Una distensión muscular es el desgarro parcial o completo de fibras musculares, que se rompen, en mayor o menor cantidad, dependiendo de la violencia del gesto causante de la lesión. El desgarro puede ser tan ínfimo que sólo se puede ver y diagnosticar con una ecografía, o puede ser tan grave que provoque un sangrado interno por rotura masiva de fibras musculares.

En el momento de producirse la lesión, las fibras musculares afectadas se retraen formando una brecha entre los extremos rotos. En ocasiones, además de verse afectadas estas fibras, también pueden verse implicados los tendones o los vasos sanguíneos. La afectación de los vasos sanguíneos evidencia la existencia de un hematoma en la zona afectada.

¿Cómo se produce una distensión muscular?

Los desgarros o distensiones musculares se deben a una sobrecarga dinámica; siendo la causa más típica una contracción violenta con estiramiento excesivo simultáneo. Es decir, se conjugan dos tensiones enfrentadas. Por un lado la extensión muscular, es decir, la tensión excéntrica, y por otro la contracción muscular, o tensión concéntrica.


Plantas que tienen como finalidad  relajar la zona muscular en tensión, aliviar el dolor, prevenir las distensiones o los desgarros, y curar.

Preparados de uso interno:

Sauce: Por su contenido en salicina, principio de la aspirina, alivia el dolor.

No tomar en caso de alergia a la aspirina. Un uso prolongado puede causar irritación del estómago.

Cola de caballo: Se recomienda por su contenido en sílice. Y se utiliza para reparar  tejidos óseos deteriorados , ya sea por algún traumatismo o de la propia descalcificación corporal.
El sílice ayuda a fijar el calcio, por lo que el cuerpo puede almacenar más cantidad de este mineral y consigue formar huesos o tendones en mejor estado.

Es muy recomendable cuando se haya producido alguna fractura o distensión en algún hueso o ligamento.

Preparados para uso externo

Cataplasmas y ungüentos para tratar las distensiones y los desgarros

Quinoa: Aplicación de un emplasto de quinoa negra con un poco de alcohol y aguardiente

Onagra: Por sus propiedades antiinflamatorias, frotar los músculos distendidos o desgarrados con aceite de onagra ayuda a reducir el dolor

Árnica: Aplicación de una loción sobre la zona dolorida con ungüento de arnica.

Menta: Aplicar una compresa mojada con la decocción de hojas y flores sobre el músculo dolorido





No hay comentarios:

Publicar un comentario