APITERAPIA ACUPUNTURA NATUROPATIA

martes, 26 de julio de 2016

CUIDADO DE LA COLUMNA VERTEBRAL

CÓMO CUIDAR LA COLUMNA VERTEBRAL

Esta parte fundamental del sistema locomotor está formada por 33 vértebras perfectamente articuladas, por lo que en caso de lesión leve o grave en alguna de ellas, haya cirugía o no, hay que mentalizarse que el segmento afectado no puede hacer su trabajo de carga y amortiguación de manera adecuada así que el resto de segmentos vertebrales harán esa parte del trabajo y eso produce sobrecarga, tanto ósea como muscular. Lo que con el tiempo origina más lesiones.

Las principales y más comunes lesiones de la columna son:

Escoliosis: La curvatura de la columna no es normal, toma forma de S. Aquí el dolor más reincidente es muscular producido por las contracturas.

Cifoescoliosis: Otra curvatura anormal combinación de la Escoliosos y la Cifosis.

Hernia Discal: El núcleo pulposo del disco invertebral se desplaza, la presiona y puede llegar a producir lesiones neurológicas.

Espondilitis Anquilosante: Dolencia de origen reumático que produce dolor y endurecimiento en las articulaciones. Afecta sobre todo a la zona lumbar y cervical.

Hiperlordosis: es una deformación que incrementa la curvatura de la columna.

Artrosis vertebral: Proceso degenerativo normal pero en casos de cirugía o traumatismos se acelera de manera desproporcionada.

Claves para acabar con el dolor de espalda                                     

La apiterapia está dando mejores resultados en los procesos dolorosos de la columna vertebral que cualquier otra terapia. El veneno de abeja es un potente antiinflamatorio y analgésico que se puede notar desde la primera sesión.
Además la apitoxina (veneno de abeja) activa muchísimo la circulación sanguínea con lo cual los nutrientes y el oxígeno que necesitan las fibras musculares para curar tras la sobrecarga de trabajo se regeneran con facilidad y muy rápidamente.


Foto: muestra de sesión de apiterapia en columna vertebral